El Comité Interautonómico de la Real Federación Española de Caza ha decidido suspender de manera definitiva todas las competiciones oficiales de caza que debían celebrarse en 2020.

Esta difícil decisión se ha adoptado de manera consensuada entre todas las federaciones de comunidad autónoma, y parte, en primer lugar, de la imposibilidad de garantizar la celebración en las condiciones adecuadas de las competiciones nacionales. Y es que los responsables federativos no podrían garantizar la igualdad de condiciones de las competiciones que se desarrollaran en los diferentes territorios, y a estas alturas ni siquiera se conocen las medidas sanitarias que habría que aplicar en los campeonatos, que serían diferentes en cada comunidad.

Con todo, las federaciones asumen la imposibilidad material de garantizar la seguridad sanitaria de todos los participantes, que es la prioridad en este tipo de competiciones.

Con estas incertidumbres sobre la mesa aún habría que esperar antes de definir un nuevo calendario, y esto haría que todas las competiciones se concentraran en un breve espacio de tiempo.

Ante estas situaciones se ha adoptado la difícil resolución de no celebrar los campeonatos nacionales de cada una de las modalidades, lo que evidentemente invalida realizar los clasificatorios, provinciales y autonómicos.

La Federación Extremeña de Caza está convencida de que en estos momentos es la decisión más responsable poniendo la seguridad sanitaria por delante de cualquier otro criterio. Confiamos en que en 2021 pueda retomarse con normalidad el calendario de competiciones.

La Federación es consciente de la frustración que esta resolución puede provocar a muchos deportistas de la región. Por eso, aquellos que estuviesen federados únicamente para competir y quiera anular su licencia federativa puede contactar a partir del lunes con nuestras oficinas, donde se estudiará cada caso. Estamos a su entera disposición para ayudarles en lo que podamos.